domingo, 23 de agosto de 2015

Desnuda
















Seguramente no te imaginaste tan desnuda,
elegir tumba y estancia 
ni garantía ni éxito...

más desnuda que un apurado hueso,
más desnuda que el delicado cristal
ese osario que recoge tus restos

ya van más de dos siglos
de miradas indiscretas
contemplando tu craneo
teniendo fantasías de pisapapel,
Isabel de Farnesio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada